top of page

David Fernando Gómez Ospina: “Estamos haciendo bien la tarea.”


David Fernando Gómez Ospina



Hablar de la historia de la locución de un país, no es solamente referirse al legado de grandes locutores que ayudaron a hacerla grande, también es vital hacer reconocimiento a aquellas nuevas generaciones que están trabajando y se están esforzando, precisamente, para seguir ese camino que en otras épocas forjaron aquellos inolvidables pioneros.


En los formatos de nuestra radio con humor, como es obvio, existe una extensa lista de importantes figuras que sería tarea difícil, enumerar aquí, y que han aportado con su talento y creatividad, su granito de arena para hacer más alegre la cotidianidad de los colombianos.


Y precisamente, David Fernando Gómez Ospina, es uno de aquellos jóvenes talentos que está aportando positivamente oxigenando y manteniendo con su creatividad y talento, más reluciente, dinámica y alegre nuestra radio.


Recientemente RCN Radio, lo premió como el primer ganador del concurso RISOTERAPIA a través del Sistema Radio 1, razón por la cuál, estará próximamente formando parte del conjunto de humoristas que esta importante empresa tiene para continuar aportando con esta significante y noble causa, de hacer reír a los colombianos.


Para este manizaleño, que creció desde los 10 años en la ciudad de Duitama en el departamento de Boyacá, la radio siempre ha estado presente en su vida y hoy más que nunca es consciente de que gracias a su talento como humorista, puede servir para hacer cambios en la sociedad, entreteniendo con humor.


Por Germán Posada



¿Cómo resultó en el mundo del humor?

Creo que me crié en este medio porque mi papá, Néstor Jaime Gómez, fue director artístico y llegó a ser gerente en RCN Radio hace muchos años. Mi crianza fue en los pasillos de una emisora viendo como las personas compartían magia a través de los micrófonos. Pero fue hasta 2012 cuando decidí por mis propios medios adquirir un espacio en una emisora comunitaria precisamente en Duitama, Boyacá, que se llamaba Señal Duitama. Ahí tuve mi primer programa que se llamó La Rochela. Su nombre era por el balneario La Rochela y me inspiraba el hecho de pensar en esa recocha y un buen ambiente. Y lo otro era que estaba muy de moda el tema del expresidente Juan Manuel Santos, cuando en pleno Paro Nacional, dijo: Ese tal paro no existe. Tal hecho originó mi primera imitación y pude darme cuenta de que tenía talento para esto. Luego llegó Nestor Pekerman a la Selección Colombia y empezaron los memes en las redes sociales como Pekerman Presidente y en un libreto que escribí en donde el presidente colombiano respondía, yo lo hacía con la voz imitando a Pekerman. Y desde ese instante he venido estudiando y desarrollando otros personajes, hasta lograr tonos que se asemejan a los originales.



¿De qué se trata 45 HORAS?

Admiro mucho al humorista José Ordoñez. Precisamente de esta admiración por él, nació una campaña social en 2014 cuando con el programa La Rochela, intenté batir el récord del humor que él tiene, yo hice 60 horas y él tiene 84 horas. Realizando este programa, de diferentes municipios de Boyacá, varias emisoras comunitarias empezaron a manifestar sus necesidades y fue así como nació 45 HORAS CAMBIANDO HUMOR POR AMOR.

Se trata de hacer 45 horas de humor en donde buscamos recaudar fondos en pro de fundaciones. Yo hago mi presentación de chistes e imitaciones y la gente va a una urna que hemos denominado LA URNA DE LA BONDAD en donde aportan para esta causa social y mi papá ha asumido la dirección ejecutiva de esta campaña y es quién me representa. Gracias a su trabajo ya hemos visitado más de 20 municipios en Tolima, Caldas, Boyacá, Neira, Chinchiná (Caldas) y próximamente estaremos en Viterbo (Caldas).



¿Cómo llegó al concurso La Risoterapia de Radio 1?

Hace unos tres años me hicieron una invitación en Radio 1 de RCN, para participar en un programa de fin de año llamado Aquellos Diciembres. En ese momento estaba un poco alejado de la radio por otros proyectos y no acepté. El año pasado volvieron a invitarme y esta vez sí acepté. Realizando el programa me motivaron a participar en el concurso. Personalmente no me han gustado mucho los concursos, siempre le he tenido fobia a la frustración de verme perdedor, pero mis amigos me animaban a hacerlo y finalmente acepté.

Uno de los requisitos era nunca haber tenido contrato con RCN Radio. Lo que me beneficiaba a mi era que yo estaba bajo un contrato con un concesionario, una empresa independiente de RCN, por lo cual pregunté a las directivas de la estación de radio si podía participar y ellos me dieron su aval y fue así como envié un primero video con el cual clasifiqué a la segunda fase del concurso en la que fuimos escogidos 42 participantes para luego finalizar este servidor como el ganador del concurso.


¿Y que presentó en su primera prueba?

En la primera muestra que era de un tiempo de 1 minuto presenté un video imitando varias voces, entre ellas, las del presidente Gustavo Petro, Faustino Asprilla y el Ingeniero Rodolfo Hernández.


¿Por qué fue elegido el ganador?

Hasta el momento el jurado no me ha dado mayor detalle del por qué yo fui el ganador. Uno de los jueces, un humorista muy reconocido en Colombia dijo que el jurado había visto en mí, las condiciones para lo que ellos estaban buscando, que era una persona para radio. Algunos de los 42 finalistas tenían el talento para Stand-Up Comedy, otros para generar contenido en redes sociales, otros para programas de televisión, pero para formato de radio consideraron que yo era el más acertado, además porque aparte de imitar las voces yo también escribo mis propios libretos.


Tal vez, el juez al que usted se refiere es el reconocido hombre de radio, Guillermo Díaz Salamanca, quien en su momento también vio talento en Alexandra Montoya para ingresar a La Luciérnaga, hoy por hoy, toda una leyenda en este programa. ¿Qué piensa de que Guillermo Díaz Salamanca haya tenido una buena impresión de su trabajo?

Si señor, es Guillermo Díaz Salamanca. Hasta hace poco sentía mucho susto y temor de ser juzgado por una persona como él.

A Guillermo Díaz Salamanca, es una persona que he admirado mucho y por ser de una familia de radio, creo que me he criado en ese mundo en donde muchos preferíamos aquella radio en AM, yo, por ejemplo, crecí escuchando La Zaranda, en donde él participaba. Y saber que todo un experto en esto de imitar era uno de los jueces me causaba mucho temor. Cuando unos amigos vieron el video en donde él está anunciando el ganador, me llamaron a darme la buena noticia, yo no lo creía, pero ya aterrizando la buena nueva, sentí una emoción inmensa, porque él es quizás la persona que le dio la apertura a las imitaciones en la radio colombiana. Eso me dio una gran alegría y fue como un símbolo de darme las llaves para aspirar a entrar en ese sitio privilegiado en donde él también incursionó.


¿Quiénes han sido sus inspiraciones?

Fueron muchos. De hecho, cuando yo era adolescente en época de colegio, mi sueño era y se lo decía a mi papá, de llegar a un programa en AM, recordemos que este era el dial más fuerte en el tema de humor para la radio. Hoy ya gozamos de un gran sonido, de la FM, de su buena cobertura y de muchas bondades que tiene.

Escuchaba el programa La Zaranda, en donde estaba si no me equivoco, Pucheros, quien era un gran libretista que me inspiraba mucho en el tema de los libretos porque eran muy acertados y oportunos.

A Guillermo Díaz Salamanca cuando lo escuchaba en las tardes, en la mañana a don Juan Gossaín con su Hora del Recreo, a Beto Rojas, quien también participó en el concurso de la Risoterapia, gran imitador y ha sido un honor haberle ganado, entre comillas, a un gran imitador como él, que fue parte del elenco de Francotiradores, y en El Gran Show de RCN.

Admiración profunda y tal vez es mi deseo de seguir sus pasos y su legado, de José Ordoñez, un mago del humor en la radio. Desde muy joven lo sigo y me trasnochaba escuchándolo y cuando la vida me mostró que yo tenía este don, entendí que yo podía con mi estilo hacer mi propio camino siguiendo su gran herencia.


Me da mucha alegría saber que los sacrificios que hemos hecho en familia están dando los frutos y buenos resultados.

David Fernando Gómez Ospina en una de sus campañas 45 HORAS.



¿Cuántas voces imita actualmente?

Entre personajes locales, regionales y nacionales, unas 15 voces, más cuatro personajes propios. Yo le digo a la gente que David, nunca ha contado un chiste porque en realidad no soy bueno. De hecho, soy una persona que se considera muy seria y en una conversación normal me cuesta demasiado mamar gallo. Incluso a veces departiendo resulta gente que hasta es más chistosa que uno.

Cuando yo estoy frente a un público o un micrófono, es en donde saco todo mi potencial, me quito el traje de David Gómez Ospina y empiezan todos estos personajes a hacer su magia.

Mis personajes son el Doctor Prendoski con quién caracterizo al presidente Gustavo Petro, el Ingeniero Ruidolfo, caracterizando al ingeniero Rodolfo Hernández, Alvaraco, que es el expresidente Álvaro Uribe Vélez y Faustiro, el exfutbolista, Faustino Asprilla, otros como al alcalde de Manizales, etc.


¿Cuál considera se le da mejor para imitar y cuál el más difícil?

Con los personajes con los cuales me siento más cómodo son el expresidente Juan Manuel Santos y el profe Nestor Pekerman, como “Paketerman, son dos personajes que llevo unos diez años trabajando, y que hoy en día lamentablemente han perdido vigencia.

Yo me dejo guiar mucho por las opiniones y conceptos de mi familia y amigos. Por ejemplo, en la voz de Gustavo Petro, yo estuve hablando por espacio de 15 días imitándolo hasta que cansé a mi esposa y a mi hijo. La primera persona que me guía y me brinda su opinión sobre mis personajes es mi esposa.

Pienso que a los personajes que representan a Gustavo Petro y Rodolfo Hernández, aunque a muchos les gusta, necesitan algunos ajustes.

Un personaje en el que he estado trabajando mucho es el del ciclista, Rigoberto Urán, al que se le puede sacar mucha chispa y contenido, pero aún no logro sacarlo al aire. Tengo libretos preparados, pero todavía me falta trabajo para darle la tonalidad que se necesita.



¿Tendrá trabajo con Radio 1?

El premio para el ganador es un contrato laboral con RCN para el Sistema Radio 1 y sus 27 emisoras en sus diferentes ciudades. La idea es crear contenido de humor para divertir a los colombianos. Me imagino que tendré participación en algunos programas. La verdad, no tengo aún mayores detalles, pero si es un contrato para ser humorista nacional del Sistema Radio 1.

Al respecto, conversando con algunos de los concursantes, les decía que era ahora cuando comenzaba lo bueno, el haber ganado el concurso, entre comillas, era lo más fácil. Ahora viene lo difícil, que es sostenerse y ojalá por mucho tiempo. Se viene mucho trabajo para elaborar los libretos y estar muy pendiente del acontecer nacional.



Definitivamente se nota su gusto por la creación de libretos.

A mi me gusta crear mis propios libretos. Estoy desde muy temprano despierto para enterarme de los hechos más importantes en Colombia. Estoy pendiente de las noticias que van a generar tendencia para luego pensar con cual personaje puedo crear humor. Es así como comienzo a escribir. Definitivamente esto es una gran ventaja para hacer humor en radio.



¿Cómo encontrar ese balance entre hacer buen humor y no caer en lo folclórico que a tantos les disgusta?

Yo pienso que uno debe tener de todo un poquito. Yo admiro mucho aquella radio que con inteligencia hace reír a las personas sin tener que llegar a la vulgaridad. Dicen que con el humor es como se le hacen cosquillas al cerebro.

Recuerdo que mi papá años atrás, no tenía ningún problema con sintonizar La Luciérnaga mientras íbamos en el carro porque no existía ese temor de escuchar vulgaridades, pero es obvio también de que no podemos pasar por alto lo que hoy en día está en furor porque es lo que nos mantienen vigentes.

Me parece que son dos brechas generacionales muy amplias, porque los de antes escuchan la radio y se sienten muy cómodos con su estilo culto y serio, pero los de hoy también escuchan radio. Creo que no necesariamente se necesita ser vulgar para hacer reír, pero igual también existen espacios y condiciones que permiten ser menos rígidos con ciertos formatos y lenguajes de radio que no afecten la susceptibilidad de una parte de los oyentes.

Alguna vez en Aquitania, Boyacá, realizando la campaña 45 HORAS, el director de la emisora anunció a las 10 de la noche que los niños ya se iban a la cama y que procedíamos a contar chistes verdes. Así, transmitimos hasta eso de las 4 de la madrugada y oyentes adultos venían a la emisora a escuchar los chistes y a compartir infinidad de cosas con nosotros, como una gran fiesta y la pasamos súper chévere.

Hay momentos para todo. Mientras el horario sea familiar y podamos preservar una audiencia con humor blanco me parece perfecto y cuando estemos frente a un público adulto y hagamos las cosas con responsabilidad, bienvenido sea.


Supe de su noticia a través de una publicación en Facebook, en el muro de Tito López a quién le agradó la idea de estos concursos para bien de la radio y para que siga viva. ¿Qué opina?

Personalmente no conozco a Tito López. Hemos cruzado algunas palabras por medio de las redes sociales, pero tengo una admiración profunda por él. Se que es, no se si me equivoco, una de las personas que más sabe de radio y no solamente en Colombia sino en el exterior, porque conozco su trayectoria y se que ha fundado emisoras en varios países del mundo y su reconocimiento en nuestro país es muy notorio, y yo hago parte de esas personas que lo reconocen. Me parece que tiene un talento impresionante para descubrir talentos, para crear y posicionar emisoras. El éxito que ahora tiene Blu Radio tiene mucho que ver desde su creación en la que él fue pieza fundamental. Me parece que fue una emisora que nació de una vez caminando. Admiro mucho su carrera por todo lo que ha hecho en Colombia. Es en verdad, envidiable.

El compartió en su muro de Facebook la noticia de que yo había resultado ganador de este concurso y ese detalle se lo agradezco muchísimo. El que una persona como él, con todo ese conocimiento y sabiduría que tiene en radio, comparta una noticia de esta índole en la que uno es el protagonista es para llenarse de mucho orgullo.


¿Qué se siente ahora que comienza a ser reconocido como un humorista de la radio colombiana?

Primero, felicidad, segundo, satisfacción. He recibido muchos mensajes de amigos que me dicen que es el producto de tanto esfuerzo y eso me dice que estamos haciendo bien la tarea. Esto ha sido un trabajo de años, esfuerzos, trasnochos, estar lejos de la familia. Pero me da mucha alegría saber que los sacrificios que hemos hecho en familia están dando los frutos y buenos resultados que podrían en algún momento, por qué no, pensar también en tener reconocimiento en el exterior.



¿Los medios en Colombia ya hicieron eco de su triunfo?

Algunos medios locales ya se han hecho presentes. Ya me hicieron la presentación oficial en Radio 1 en Bogotá como su nuevo compañero y con esfuerzo y trabajo la idea es seguir avanzando.


Creo que ha habido un antes y un después de este premio y es que cuando uno no tiene este valor por personas ajenas, uno no se valora, hoy en día he podido descubrir que mi talento puede servir para hacer cambios en la sociedad y seguir entreteniendo con humor.



Muchas gracias.

Le agradezco mucho por esta entrevista, por su tiempo y su reconocimiento de este premio.



Ahora viene lo difícil, que es sostenerse y ojalá por mucho tiempo.

David Fernando Gómez Ospina.

318 views

Kommentarer


DSC_0086.JPG

Germán Posada es natural de la ciudad de Medellín (Antioquia). Estudió Locución para Radio y Televisión en el Instituto Metropolitano de Educación (I.M.E). 
  
En Medellín colaboró en el programa Buenos Días Antioquia transmitido por la Cadena Colmundo Radio y participó en la animación y programación del programa Mirador Comunitario a través del Sistema Radial K (Armony Records). Ambos bajo la conducción y dirección del Periodista antioqueño Carlos Ariel Espejo Marín (q.e.p.d). 

 

Desde el 2001 reside en la ciudad de Montreal en donde ha participado en la realización y animación de los programas radiales Escuchando América Latina  (CKUT 90.3 FM), Onda Latina (CFMB 1280 am) y La Cantina (CFMB 1280). 
  

 

bottom of page